electric-mistakes-beyondthealbum

 

En muchas de las actividades del periodismo lo ideal es apuntar hacia la imparcialidad, eso lo repiten hasta el cansancio cuando estudias. Pero, a decir verdad, siempre he pensado que es imposible de alcanzarlo por completo. No se puede dejar a un lado todo lo que se sabe para transmitir una información llamémosle “pura”.

Reseñar discos, por ejemplo, es una cuestión arbitraria, individual y muchas veces egoísta. En ella es aún más difícil apuntarle a la imparcialidad. Cada una de las personas que escucha un disco le da una interpretación diferente, por lo que parecería que la idea de este como un todo no es estable. Se necesita de tiempo para digerir un disco, para entender lo que en realidad intenta decir, e ir más allá de lo literal porque no es un secreto que muchas veces hay algo más que a simple vista no se ve.

Teniendo en cuenta aquel importantísimo pilar de la imparcialidad, sumado al asunto de las significaciones, Rockal ha decidido traer al .co #BeyondTheAlbum, un espacio en el que serán los artistas quienes le cuenten a cada una de las personas que los escuchan las historias tras las canciones de sus discos.

En esta ocasión conversamos con Electric Mistakes, el dúo bogotano de Juan Hernández (voz, guitarra, bajo) y Laura Perilla (Batería) que nació a inicios del 2013, fiel al principio de hacer música independiente, sincera y visceral. Sus influencias vienen del garaje, el punk y el rock and roll, sumándole a las propuestas de esta generación musical fuerza y corazón. Hablamos con la banda de las 12 canciones que hacen parte de su primer LP, Chavela (2016), un disco bien pensado, muy psicológico, permeado de sentimiento, franco y a la vez lacónico, que toca temas como la muerte, la libertad y la locura, sin llegar a rayar en lo usual. Vale la pena resaltar, por último, que de la composición se encarga Juan, pero bueno, yendo a lo importante, esto fue lo que nos contaron.

 

Crecer, la canción con que abre el disco busca explicar la frustración de no tener las herramientas adecuadas para hacerse mayor, y de las muchas veces que uno se obliga a hacerlo porque el mundo no se detiene a esperar por nadie. Aun con problemas el tiempo avanza, muchas veces no te gusta como creces y en lo único que puedes trabajar mientras esto pasa es en salir adelante…. La canción cuenta con la colaboración de Fernando del Castillo, la voz de 1280 Almas, que con casi 50 años no está amarrado a nada, y crece al revés llevando una vida diferente a la común pero igual de respetable.

Luego de ella viene La Vida, y aquí la cosa empieza a ponerse pesada, esta no es una canción de amor, como podría parecerlo en un principio, se trata de la vida misma, a la que no quiero traicionar con la muerte, de serme fiel… habla de los pensamientos suicidas que son alivio y tentación al tiempo. La desesperación de la canción es algo que va más allá de su letra y se siente a medida que avanza, y con ella, crece cada vez más fuerte el deseo de quedarse aquí.

El tercer track, Au Revoir es el primero de los dos temas de desamor del disco, que están allí aun cuando el amor no sea uno de los temas preferidos por Juan. Es una balada rock fruto de una experiencia propia, la de una relación en la que con quien estás necesita más que lo que le das, en la que esa persona se entrega por completo y tú no puedes devolvérselo en la misma medida. Uno está muy lleno de mierda, como para que una persona que lo quiere tenga que aguantarse todo eso. Es, en resumidas cuentas, un “mereces estar con alguien que te quiera y cuide como tú a mí, y esa persona no soy yo.

Después de Au Revoir está Oliver, que marca el sonido agresivo de la banda, el punto enérgico y hacia dónde busca ir.Esta canción es una forma de ser sincero, a través de un alter-ego, de contar mi situación a la gente visceralmente, como me afecta y lastima, lo caótico y doloroso que es…. Zapatos Mojados, la número cinco, es la favorita de Juan, una de las primeras en las que pudo hablar abiertamente de la depresión y la tristeza. Es introspectiva y aporta de sobremanera al componente sincero del disco.Habla de un hombre que toma tanto trago que tiene los zapatos mojados de todo el que le cae de la boca y llega al suelo, se hunde en él. A veces lo que haces para estar bien termina hundiéndote más. Llueve y en lugar de estar mojado por la lluvia lo estás por el alcohol o cualquier otra cosa de la que dependas.

La mitad del disco la marca María, fruto de un amor adolescente malogrado y trágico. “En el colegio tenía una novia, su mejor amiga se enamoró de mí, y me escribió una carta que decidí guardas sin leer. Pasaron los años, y me enteré que 3 meses después de eso ella había muerto. Busqué la carta, la encontré, y hoy es la letra de María. Habla de un amor puro, un amor de niño, no inocente, pero sí descontrolado, de esas primeras sensaciones que no sabes cómo entender. Después de María, Enamorado, que no habla de amor, ni de estar enamorado; o sí, pero no de una forma convencional. En ella vuelvo a los excesos, y a lo que se tiene hacia ellos, así no notes que te están matando. El alcohol, la heroína, cocaína, pastillas para controlar tu cabeza, gente que no te devuelve lo que le das, te gustan tanto que no te importa que te hagan daño…”. Al pensar en la canción, a la cabeza de Juan viene la imagen de alguien cayendo, alguien que disfruta la caída y está en ella constantemente. (…) porque así son las ilusiones que uno tiene hacia los excesos. Es complicado caer en cuenta de que te vas a estrellar con el mundo, de que te van a matar.

Christian Grey, es inspirada por aquellas chicas que idealizan a los hombres, que creen que deben ser como en los de libros y las películas. (…) hombres que les solucionan la vida, les dan plata, les quitan las responsabilidades de ser madre, hija, trabajar, amar, y hasta tener autoestima. Es más valiosos un tipo que no tiene los medios para tenerte como una reina, pero que sabe que te cuidará hasta en tus últimos días, y esto a veces no es suficiente para muchas mujeres a quienes hay que dejarles claro “yo no soy tu Christian Grey. Ana y María está marcada por la locura, es la que más shockea a la gente que la entiende. Cuando suena, el ambiente se pone oscuro y denso, en ella es explícito al hablar de 2 alucinaciones que tiene, y de la forma en la que actúan en él. Aparecen para tapar vacíos de miedo y soledad, son difíciles de manejar y han estado allí hace años.

Cerrando el disco están Perdedor, Pastillas Para Dormir y Asfíxiame. Materialismo, dependencia y obsesión, respectivamente. Perdedor representa lo que no quiere para su vida ni para la de nadie nunca. Está hecha a un hombre materialista, consumidor y conservador que duró años pensando más en el dinero que en estar para sus hijos, que es mejor trabajar como un burro para suplir sus necesidades materiales que estar con ellos. Pastillas Para Dormir habla del problema en que se convierte dormir con el insomnio relacionado a mis desórdenes, y como en Oliver, busco explicarlo pasional y directamente, como me siento noche tras noche, y como las pastillas que se supone me alivian crean una dependencia que detesto… La colaboración de Julián, del Consulado Popular, en ella es clave, se debe a su capacidad para cantar descontroladamente, para entender el caos. Asfíxiame nace de una situación de acoso de una nena a la que yo le gustaba, y en un punto llegó a ser desesperante. Ella quería controlarme, yo la alejaba, pero al final esas ganas de control hacían falta, porque ese afecto que me hacía falta era ella la única que me lo daba…

Para acabar le preguntamos a Laura que viene a su cabeza al pensar en cada una de las canciones del disco, ya que, si bien, no hizo parte de su composición, es fundamental en el proyecto y las conoce de primera mano. Nos dijo que su favorita es Enamorado, con la que más se identifica, ya que las adicciones del día a día las redes sociales, los analgésicos, los ansiolíticos, que te hacen parecer normal y bien (como enamorado) muchas veces, en realidad, te hacen daño.

  1. Crecer: Trabajo Infantil.
  2. La Vida: Una persona que quiere morir en secreto, pero trata de no hacerlo siempre.
  3. Oliver: Desesperación.
  4. Zapatos Mojados: Aguacero bogotano, y las nubes negras.
  5. María: Amor nocivo, apego y locura.
  6. Enamorado: *Laura no pudo poner claras sus ideas y hablar más a fondo de su favorita, y volvió sobre un punto recurrente de este disco, lo complejo, diciendo “a la hora de explicarlas, las canciones se vuelven muy complejas”.*
  7. Chistian Grey: El príncipe de la Bella Durmiente.
  8. Ana y María: Gemelas locas de ojos blancos (Película Kubo).
  9. Perdedor: Hombre de negocios, empresario.
  10. Pastillas Para Dormir: Truenos de noche.
  11. Asfíxiame: Una fiesta.

La conversación acaba con un, yo a veces me siento parte del público, siento que Juan está tratando de explicarnos algo que es muy difícil de entender. ¿No es acaso claro aquí el poder sanador de la música?, lo mucho que intenta decirnos y lo versátil y dócil que es ante quién la escucha. Los discos, las canciones, y en sí, todo lo que puede abarcar está en constante movimiento, obtiene nuevas significaciones cada pasa por alguien generando en él una sensación, sin importar la que sea. Aquí no acaba el #BeyondTheAlbum de Chavela de Electric Mistakes, ¿o acaso ya se preguntó qué significa para usted cada una de sus canciones? | R

Sofía Rojas
Estudiante de Periodismo y Opinión Pública en la Universidad del Rosario. La música hace parte de su vida, apasionada por la escena latinoamericana. Amante de la radio y el en vivo.


DÉJANOS UN COMENTARIO

También puedes leer:

  Asustar es una de las labores más complicadas del mundo del cine, no por nada se caen a pedazos,...

  Los discos deben aguantarse por sí mismos, deben defender lo que tienen para decir desde la...

  Dos años tuvimos que esperar para conocer lo nuevo de Bomba Estéreo, y fue al escuchar Duele que...